BLOG‎ > ‎

Dejar de fumar en 4 pasos. Paso #4

publicado a la‎(s)‎ 1 ene. 2015 0:27 por Masus B   [ actualizado el 1 ene. 2015 0:28 ]
Hoy es el primer día del resto de nuestra vida. ¿Cómo será lo que nos queda de vida?. Podemos hacer que sea mejor... y lo vamos a hacer!!

Eres libre, ahora eres del equipo de los no fumadores, vas a ver qué fantástico es!!

Ahora experimentarás cosas como los olores, podrás oler olores que no sabías que existían; como los sabores, apreciarás mucho mejor las comidas; como el vigor, notarás que subes mejor las escaleras, incluso te ves capaz de correr. Pues bien, vas a conseguir que esta sensación sea definitiva.

Vas a notar que el deseo de fumar aparecerá de vez en cuando durante algún tiempo, pero no significa que estés haciendo algo mal. Es muy importante saber que las ganas de fumar no constituyen un estado permanente, sino al contrario, aparecen y desaparecen. Duran menos de lo que uno puede esperar: no más de cinco o diez minutos, y durante este período limitado de tiempo, la intensidad varía, creciendo hasta su valor máximo, y descendiendo posteriormente hasta desaparecer. Es fundamental tener esto presente porque muchos fumadores creen, erróneamente, que una vez que aparecen no se marcharán hasta que no vuelvan a fumar, o que durarán horas. Durante estos momentos puedes emplear cualquiera de las respuestas que has ido ensayando en los pasos anteriores: respirar profundamente con el abdomen, dar un paseo, hablar con un amigo o familiar, etc., es decir, cualquier actividad que te permita relajarte, distraerte y mantenerte concentrado al menos durante unos minutos. El deseo de fumar irá desapareciendo. Y al cabo de unos días, la frecuencia con la que aparecen disminuirá.

Paso #4

  • Adopta un estilo de vida saludable, por ejemplo, la práctica regular de ejercicio, comer de forma equilibrada, y utilizar la respiración abdominal para controlar las situaciones de estrés.

  • Utiliza las tres principales estrategias de autocontrol ante situaciones que te provocan el deseo de fumar (Ver Paso #2).

  • No te confíes. El exceso de confianza, que te puede llevar a pensar que por fumarte un cigarrillo no va a pasar nada, porque controlas la situación, te puede jugar una mala pasada.

  • Presta atención a las situaciones de riesgo, y además, ten preparada una respuesta para cada una de ellas.

  • Enfréntate a las situaciones de estrés o crisis inesperadas con la relajación (Ver Paso #2). No pienses que con un cigarrillo las vas a resolver mejor.

  • No abandones los hábitos saludables que hayas adquirido durante las próximas semanas, como realizar ejercicio, comer de forma equilibrada, y disminuir o incluso abandonar el consumo de alcohol.

¿Y si vuelvo a fumar?

  • Considera el consumo como un error en la estrategia empleada, no como la prueba evidente de que eres un “débil” o un “fracasado”.

  • Utiliza el error para aprender, es decir, averigua qué hiciste mal y cómo evitar volver a cometer el mismo error.

  • Piensa que un consumo ocasional de tabaco no te convierte en un fumador si sabes como actuar.

  • Haz un esfuerzo mayor en emplear tus estrategias de autocontrol, recordando además los éxitos y el esfuerzo realizados hasta ahora.

  • No fumes tu próximo cigarrillo, y piensa que los sentimientos negativos desaparecerán en poco tiempo si sigues estas pautas.

  • Repasa las razones para dejar de fumar que anotaste al principio del tratamiento.

  • Aprovecha tu nueva situación de no fumador para disfrutar de actividades o sensaciones nuevas.

  • Cada cierto tiempo, prémiate utilizando el dinero ahorrado en alguna compra o en algún capricho saludable.

Mi experiencia personal

En mis primeros días de no fumadora mi marido me ayudó muchísimo. Me explicó que la serie numérica n+1 era infinita, y que si había fumado n cigarrillos en mi vida, fumar uno más convertiría la serie en infinita. Mis razones para dejar de fumar, entre otras, fue que no quería llegar a una vejez enferma. Me atemorizaba la idea de verme a los 70 años enferma e incapaz por culpa del tabaco. Así que cuando mi marido me explicó aquello ví claro que el único modo de evitar una vejez enferma era evitar la serie n+1, es decir, no fumar uno más.

Si has puesto en práctica mi método "Dejar de fumar en 4 pasos" me gustaría conocer tus resultados y ayudarte a conseguir tu meta. Puedes buscarme en Facebook o en Google+, soy Masus Isipedia.

Enhorabuena!!

Comments